viernes, 20 enero 2017 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE
jueves, 17 de septiembre de 2009, 14:33
La soledad del presidente

Después de algunas informaciones periodísticas sucesivas acerca de la presunta aparición de un clima hostil y crítico hacia el líder máximo, en el seno del PSOE las más recientes decisiones del presidente Zapatero -particularmente la intención de subir impuestos- han colmado el vaso. Primero, la información y el editorial, a continuación, que ha dedicado al asunto el diario El País, que sostiene, ni más ni menos, que el presidencialismo de Zapatero lastra la acción del Gobierno frente a la crisis económica.

No pocas de estas quejas, o de este 'debate interno' que Chaves reconoce que ha sido provocado por causa de la crisis, se han acentuado o agudizado por razón de la marcha del grupo parlamentario de dos elementos de indiscutible valía en el área de la economía, los ex ministros Jordi Sevilla primero y Pedro Solbes más recientemente. No pocos analistas se han preguntado, a raíz de estos abandonos, si Zapatero se queda en soledad y si lo abandonan los más valiosos. El propio Zapatero ha tenido que salir al paso de ese clima de opinión: Seguiré escuchando las opiniones de Solbes, que es amigo mío, a quien tengo gran aprecio y respeto, y que merece descanso.

Solbes ya había comunicado al presidente, antes del verano, que dejaría su puesto de congresista en otoño, como efectivamente ha hecho. Añadió Zapatero que "¡ojalá! pudiéramos tener muchas personas de su trayectoria". Pero la sensación de discrepancia y hasta de ruptura en la relación personal está prevaleciendo...

Naturalmente, al PP le falta tiempo para "restregar" a Zapatero esas eventuales o reales disensiones interiores. La oportunidad la dio en la tarde del martes el desarrollo de la sesión del Senado, cuando García Escudero sostuvo que "hasta en su grupo y en su partido empiezan a perder la confianza en usted y a dejarlo solo". Cuenta una crónica periodística que "los senadores del PP alimentaron una escalada de rumores que se convirtió en comentarios a voces, gestos y abucheos...

Después de esas reiteradas versiones periodísticas de eventuales disensiones internas en el seno del PSOE, la dirección del grupo socialista ha retado a los diputados a que den la cara. Y no es improbable que próximos sucesos políticos, como el debate en el Congreso, Zapatero sea vea apoyado por el aplauso cerrado de los suyos. El diario ABC ha dado cuenta de cómo en las últimas horas se ha producido un aluvión de declaraciones de dirigentes socialistas negando tales disensiones interiores. El propio Zapatero ha hecho referencia a la situación de su grupo: El PSOE está muy bien. José Antonio Alonso, portavoz en el Congreso, señaló que en el partido hay libertad de opinión, y que se produce consenso general, y prácticamente unánime sobre el esfuerzo del Gobierno en dar respuesta a la crisis. Añadió Alonso: "El conjunto de los socialistas nos sentimos muy cómodos y no hay discrepancias"...

El más reciente dialéctico del PSOE con el PP se viene produciendo por causa del tránsfuga que ha originado en Benidorm un cambio en el gobierno municipal. Después de que Rajoy hablara de "olor a podrido", desde el PSOE se ha insistido en que el PP es "campeón de tránsfugas", y que debería resolver otra larga relación de casos anteriores. Pajín primero, y a continuación el propio Zapatero, han insistido en que el PSOE cumplirá con el Pacto Antitransfuguismo, pero han arremetido contra el PP por haber promovido unas cuantas mociones de censura derivadas de casos de tranfuguismo.

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 


La Voz Libre on Facebook
Encuestas

ENCUESTA

¿Quién cree que sería mejor líder para el PSOE?
Ver anterioresVer resultados
        

La Voz Libre en tu correo