sábado, 26 julio 2014 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE
lunes, 28 de septiembre de 2009, 12:12
Atascados en el Bernabéu

Las cinco victorias en otras tantas jornadas ligueras son un bálsamo para el madridismo tras las turbulencias vividas durante la pasada temporada, pero tal vez los árboles no nos dejen ver el bosque. Porque el Real Madrid, poco a poco, ha ido perdiendo fuelle en sus partidos en el Santiago Bernabéu. Más allá de los resultados, las estadísticas apuntan algunas cuestiones preocupantes ante las que Manuel Pellegrini debería tomar buena nota.

Y es que el Madrid, en sus partidos como local, ha ido cuesta abajo en la rodada, pese a que los resultados sean engañosos. Ante el Deportivo, el equipo, pese a ganar por la mínima (3-2), el equipo cuajó su mejor encuentro en el Bernabéu en lo que llevamos de temporada, el 5-0 ante el Xerez supuso el primer paso en la bajada y ésta se acentuó aún más en el 3-0 ante el Tenerife.

Los números, tan fríos a veces, sí muestran la realidad del equipo. En el estreno liguero ante los de Lotina, el Real Madrid disparó en 28 ocasiones sobre la meta rival, la mejor marca hasta el momento en la actual temporada y contabilizando tantos remates a puerta como fuera y aquéllos que se estrellaron en algún rival por el camino y no alcanzaron su objetivo. En ese mismo encuentro, y pese a encajar dos goles, Casillas vio cómo su meta soportó sólo ocho remates del rival.

En el siguiente choque en el coliseo de La Castellana los datos comenzaron a ser más preocupantes, porque ante un debutante en la categoría como el Xerez los hombres de Pellegrini redujeron su caudal ofensivo hasta situarlo en 21 remates y concedieron más facilidades al rival para elaborar y llegar al área madridista: 10 disparos contra Casillas.

Y ante el Tenerife, el último paso en la cuesta abajo. Aragoneses, meta del equipo insular, recibió sólo 11 remates en contra, mientras que los hombre de Oltra, de momento el único equipo que lo ha conseguido esta temporada, fue el equipo que más disparó durante el partido, en 18 ocasiones.

Por lo tanto, en estas tres jornadas en casa, el Madrid ha visto cómo su caudal ofensivo ha disminuido aproximadamente en un sesenta por ciento mientras que los rivales han sido capaces de duplicar sus ocasiones ante Casillas.

En cambio, el problema no tiene lugar cuando los blancos actúan lejos de su feudo. Tanto ante Espanyol como ante Villarreal, los dos clubes a los que han cumplido visita en esta Liga, las cifras fueron similares: 18 remates a favor por 12 en contra. Queda claro pues, que el problema mayor de este Real Madrid de Pellegrini está en el Bernabéu: los rivales le han cogido el truco cuando los madridistas deben llevar obligatoriamente el peso del partido. Toca buscar soluciones antes de que sea demasiado tarde.

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 


La Voz Libre on Facebook
Encuestas

ENCUESTA

¿Cree que Pedro Sánchez puede volver a conducir al PSOE al Gobierno?
Ver anterioresVer resultados
        

La Voz Libre en tu correo