sábado, 10 diciembre 2016 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE

Rosa Baños trabaja en la misión 'Mars500'

Los astronautas, a diferencia de los mineros chilenos, están entrenados y conocen el fin de su misión, según experta

Europa Press
miércoles, 25 de agosto de 2010, 18:25

Afirma que es bueno que tengan expectativas

La mayor diferencia entre el estado psicológico de los astronautas y los mineros atrapados en una mina en Chile es que los primeros, salvo situaciones extremas o accidentes, "tienen un día claro de finalización", además de que están de forma voluntaria, continuamente monitorizados y han sido específicamente preparados para ello.

Así lo ha explicado la catedrática de Psicología de la Universidad de Valencia, Rosa Baños, en declaraciones a RNE recogidas por Europa Press. Baños forma parte del equipo que se encarga del estado psicológico de los austronautas que participan en la misión 'Mars 500' de la NASA y la ESA, que simula un vuelo tripulado a Marte con tres tripulantes durante 500 días.

En este sentido, explica que "obviamente" hay muchas similitudes entre la situación que están viviendo los mineros chilenos con la de los astronautas, ya que "están en espacios muy reducidos y lejos de su ambiente normal y natural con una prolongación muy larga en el tiempo".

Por ello, ha asegurado que la NASA puede ayudar a los mineros ya que la agencia estadounidense lleva "muchísimo tiempo" trabajando, al igual que la Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés) y otras agencias espaciales, "en todo lo que tiene que ver con los cambios médicos, físicos, fisiológicos y psicológicos de las personas cuando están en situaciones de confinamiento y extremas".

En cuanto al estado psicológico del grupo de mineros, ha indicado que, según tiene entendido, la primera ayuda que han pedido es fundamentalmente desde el punto de vista físico, es decir, desde el punto de vista de la alimentación, lo que, en su opinión, "es algo fundamental". Sin embargo, ha recalcado que "necesitarán ayuda psicológica".

También ha dicho que es necesario que tengan expectativas, y en su opinión, haber podido contactar con el exterior ha sido todo un baño de optimismo y de esperanza para ellos. "El hecho de saber que en algún momento va a culminar de una manera exitosa es muy importante", aunque si se pone una fecha muy cerrada y por cualquier tipo de accidente que pueda ocurrir, "puede minar la moral de todos ellos".

UN GRUPO CON CARACTERÍSTICAS PECULIARES

Además, ha señalado que se trata de un grupo de personas con unas características peculiares, ya que después de 20 días desde que se les encontró "ya habían empezado a organizarse de forma espontánea con aquellas cosas que los expertos aconsejarían". Así, Baños ha explicado que lo fundamental y principal es "tener rutina, tener tareas, establecer claramente horarios poder diferenciar el día de la noche y tener una estructura de actividad a lo largo del día".

En cuanto a la importancia de ser un grupo, ha precisado que ser un grupo cohesionado previamente, donde ya hay una jerarquía establecida, un jefe, un líder, donde ya hay personas con tareas asignadas y con un estatus jerárquico dentro del grupo, "va a ser muy importante". Sin embargo, ha advertido de que a veces ser un grupo también es un factor de estrés "porque van a estar los mismos continuamente durante todo ese tiempo".

También ha indicado que ser un grupo "puede provocar situaciones de conflicto", pero "que pesa mucho más lo positivo que lo negativo en el terreno de ser un grupo". Igualmente, ha declarado que al haber empezado a realizar tareas con responsabilidades y turnos, se están entrenando física y mentalmente.

"Uno de los problemas que pueden tener es un deterioro cognitivo importante, con disminuciones de conciencia, tiempos de reacción más lentos, dificultades perceptivas, problemas de percepción del tiempo o de percepción del sueño", ha concluido.

 

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook