miércoles, 22 febrero 2017 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE

VENEZUELA-COLOMBIA

Los cancilleres no superan la crisis colombo-venezolana y pasan el testigo a los presidentes

Efe
jueves, 29 de julio de 2010, 23:06
Los cancilleres no superan la crisis colombo-venezolana y pasan el testigo a los presidentes


Los cancilleres no superan la crisis colombo-venezolana y pasan el testigo a los presidentes Los cancilleres no superan la crisis colombo-venezolana y pasan el testigo a los presidentes

Quito.- Los cancilleres de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) no lograron hoy superar la crisis diplomática entre Venezuela y Colombia y pasaron el testigo a los presidentes de la región, por considerar que el tema requiere de una definición "del más alto nivel".

Los mandatarios tendrán que definir fecha y lugar para la cita, lo que también podría suponer otra situación, pues el presidente colombiano, Álvaro Uribe, dejará el poder, el próximo 7 de agosto, en manos de Juan Manuel Santos, quien ya ha anunciado la intención de su administración de mejorar las relaciones con sus vecinos.

El conflicto diplomático estalló el jueves de la semana pasada, después de que el Gobierno de Bogotá, en una reunión del Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA), denunciara la supuesta presencia de cientos de guerrilleros colombianos en suelo venezolano.

Venezuela consideró esa denuncia como una "agresión", rompió la relación diplomática con Colombia y pidió a Ecuador -que ocupa la presidencia temporal de la Unasur- una reunión extraordinaria y urgente del Consejo de cancilleres para tratar la situación.

Ecuador logró convocar, en apenas una semana, a ocho cancilleres y dos vicecancilleres y, con la sola ausencia de Guayana, fijó para hoy la reunión pedida por Caracas.

A puerta cerrada y con un nutrido contingente de periodistas a la espera -unos 250, según la Cancillería ecuatoriana-, los ministros de exteriores de Suramérica escucharon las posiciones de Venezuela, Colombia y de otros países miembros.

Al final, no se lograron consensos ni se suscribió una declaración final, debido a lo sensible del caso, que para el canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño, requiere de definiciones que sólo podrían asumir los mandatarios de la región.

Al hacer un resumen de la reunión, a título personal, pero flanqueado por los cancilleres de Venezuela, Nicolás Maduro, y de Colombia, Jaime Bermúdez, Patiño destacó la cita como un paso "muy importante, hacia adelante", ya que se sentaron en una misma mesa de discusión las dos partes en conflicto.

También detalló algunos "puntos de acuerdo" que surgieron en la cita, sobre todo el compromiso de la Unión "por la construcción de las condiciones para que la paz, armonía y cooperación pueda reinar en la región".

Asimismo, dijo que los cancilleres reafirmaron su compromiso de "encontrar salidas, soluciones pacíficas a los conflictos y problemas que se den en la región, buscando siempre un entendimiento diplomático y respeto a la soberanía de nuestros Estados".

"Para preservar la paz en la región", hay un compromiso en busca de "evitar la presencia de grupos irregulares que afectan la armonía en la región", agregó el canciller ecuatoriano.

También pidió a la presidencia temporal de la Unasur, que ostenta su país, y a la Secretaría General de la Unasur, que la encabeza el ex presidente argentino Néstor Kirchner, que recojan "los planteamientos, criterios, iniciativas de los países, en relación a propuestas para buscar la paz en la región".

Ya finalizado el encuentro, Maduro y Bermúdez hicieron declaraciones a la prensa y dejaron en evidencia la tirantez que hay en la relación bilateral.

Bermúdez, por su parte, insistió en que su país necesita de Venezuela una "cooperación eficaz" en la lucha contra el terrorismo y el narcotráfico, que son los "únicos enemigos" colombianos.

"Con los pueblos hermanos, con los hermanos países vecinos", Colombia quiere "la mejor relación", pero insistió en que su país necesita una "cooperación eficaz" de todos, incluido Venezuela, para acabar con el terrorismo.

Volvió a exigir la desmovilización de los supuestos terroristas que se refugian en Venezuela, ya que ello es para Colombia, según dijo, "un tema de supervivencia y seguridad de los colombianos y de los países vecinos".

Sin embargo, esa posición fue replicada por Maduro, que calificó la posición colombiana como "obsesionada con la guerra", al rechazar la propuesta de Caracas de buscar mecanismos para alcanzar la paz en Colombia.

 

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook