miércoles, 07 diciembre 2016 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE

La Comunidad de Madrid declara la Casa de Campo Bien de Interés Cultural

Las 1.906 hectáreas incluyen yacimientos arqueológicos y paleontológicos, construcciones históricas y de recreo

LVL
jueves, 15 de julio de 2010, 19:38
La Comunidad de Madrid declara la Casa de Campo Bien de Interés Cultural


La Comunidad de Madrid declara la Casa de Campo Bien de Interés Cultural La Comunidad de Madrid declara la Casa de Campo Bien de Interés Cultural

Madrid.- El Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid aprobó este jueves la declaración de la Casa de Campo como Bien de Interés Cultural (BIC) en la categoría de Sitio Histórico, con el objetivo de proteger este espacio emblemático y evitar su futura degradación. Esta declaración establece un entorno de protección cuyo objetivo es salvaguardar el Sitio Histórico de posibles afecciones ambientales y urbanísticas que puedan alterar su singularidad o menoscabar sus valores paisajísticos.

La Casa de Campo constituye hoy en día el principal pulmón verde de Madrid y alberga numerosas actividades ligadas a su finalidad como lugar de recreo e instrucción de los ciudadanos. A su valor ecológico y paisajístico se suma una importante carga histórica, materializada en significativos restos arqueológicos, un conjunto de edificaciones y obra civil de carácter histórico-monumental, testimonio de su etapa como Real Sitio y una amplia representación de arquitecturas contemporáneas de su etapa como parque público.

El recinto alberga yacimientos paleolíticos, como los aparecidos en las obras de la M-30; restos arqueológicos, como la villa romana de los siglos I y II encontrada recientemente junto al Puente de Segovia; construcciones históricas, como la cerca histórica y la Casa de los Vargas (Francisco de Vargas, consejero real del emperador, construyó allí una villa) y las fortificaciones de la Guerra Civil; e instalaciones de recreo como el parque de atracciones y el zoológico. En consecuencia, el bien ha quedado adscrito a la categoría o figura legal de Sitio Histórico.

En total, la zona protegida abarca 1.906 hectáreas: la mayor parte corresponde a las 1.698 hectáreas declaradas expresamente BIC y que coinciden con los límites históricos del Real Sitio en 1931, a las que se suman otras 208 hectáreas del denominado entorno de protección (área alrededor del BIC cuya alteración perjudicaría directamente al bien protegido). Toda la zona protegida se sitúa en los términos municipales de Madrid y Pozuelo de Alarcón.

VACÍO LEGAL

La declaración BIC termina con el vacío legal que supuso la anulación de la anterior declaración BIC recogida en el Decreto 20/1999. El Tribunal Superior de Justicia de Madrid consideró, en sentencia de 4 de diciembre de 2002, que esta norma no era conforme a derecho porque nació como una modificación de una declaración anterior, realizada en 1931, cuando en realidad la catalogación del espacio debía de haberse iniciado ex novo, mediante un expediente nuevo e independiente. El 19 de julio de 2007, el Tribunal Supremo ratificó la sentencia del TSJ.

Tras este fallo, la propia Asamblea de Madrid aprobó por unanimidad el 18 de octubre de 2007 una proposición no de ley instando al Gobierno de la Comunidad a que procediera a la declaración de la Casa de Campo como Bien de Interés Cultural. Y el Gobierno regional inició un nuevo expediente que culmina con la aprobación de la declaración BIC por parte del Consejo de Gobierno.

La Casa de Campo de Madrid fue Real Sitio destinado a la caza y el recreo de la Monarquía, desde la adquisición de la primitiva finca de la familia Vargas por Felipe II en 1562 hasta la incautación de los bienes de la Corona por Decreto del Gobierno de la II República de 20 de abril de 1931. En virtud de dicho Decreto, los terrenos de la Casa de Campo y del Campo del Moro fueron cedidos al Ayuntamiento de Madrid para ser destinados a parques de recreo e instrucción.

Por Decreto-Ley de 3 de junio de 1931, fueron declarados Monumentos histórico artísticos  pertenecientes al Tesoro Artístico Nacional los palacios y jardines que pertenecieron al Patrimonio de la Corona, hubieran sido o no entregados a los Ayuntamientos  respectivos.

Tras la Guerra Civil (1936-1939) se restableció el llamado Patrimonio Nacional, antiguo Patrimonio de la Corona, mediante Ley de 23 de diciembre de  1948, en virtud de la cual los terrenos de la Casa de Campo volvieron a ser propiedad del Estado, concediéndose el usufructo perpetuo al Ayuntamiento de Madrid. Finalmente, en 1963 se hizo cesión de la finca en pleno dominio a favor del Ayuntamiento de Madrid, conservando sensiblemente las condiciones de 1931, cesión que  fue definitivamente registrada en 1970.

LEY DE PATRIMONIO HISTÓRICO REGIONAL

En 1999 la Comunidad de Madrid tramitó una modificación de la declaración inicial de la finca, catalogada hasta entonces como Monumento Histórico Artístico, para adaptarla a la Ley 10/1998 de 9 de julio de Patrimonio Histórico de la Comunidad de Madrid, con objeto de incluirla en otra categoría acorde con su naturaleza, eligiéndose en ese momento la de Jardín Histórico. Dicha declaración fue recurrida por considerarse, entre otros motivos, que la finca nunca tuvo globalmente carácter de Jardín Histórico.

El Tribunal Superior de Justicia de Madrid, en una sentencia ratificada por el Supremo, anuló el Decreto de 1999 originándose el nuevo proceso de declaración BIC que culmina con la decisión del Consejo de Gobierno.

La nueva declaración de la Casa de Campo como Bien de Interés Cultural parte de la consideración de que la finca, independientemente de su carácter de jardín de recreo, parque forestal o coto de caza, ha sido escenario de importantes episodios de nuestra historia, tanto durante su etapa de Real Sitio como con posterioridad a la declaración de 1931.

A lo largo del siglo XX, diversas circunstancias han provocado que una parte de los terrenos comprendidos en la cerca histórica del recinto hayan perdido parcial o definitivamente su carácter de parque o jardín, conservando todavía elementos valiosos del patrimonio histórico, necesarios para el entendimiento global de lo que ha sido la propiedad a lo largo de su historia.

Noticias relacionadas

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook