jueves, 08 diciembre 2016 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE

FESTIVAL GLYNDEBOURNE

Las óperas "Billy Budd" y "Don Giovanni", novedades este año en Glyndebourne

Efe
viernes, 04 de junio de 2010, 11:20
Las óperas


Las óperas "Billy Budd" y "Don Giovanni", novedades este año en Glyndebourne Las óperas "Billy Budd" y "Don Giovanni", novedades este año en Glyndebourne

Londres.- "Billy Budd", de Benjamin Britten, y el "Don Giovanni", la obra maestra de Mozart, son las dos nuevas producciones que presenta este año el festival de ópera de Glyndebourne (sur de Inglaterra), que se celebra hasta el 29 de agosto.

Según explicó a EFE su director, David Pickard, es la primera vez que se hace allí la famosa ópera de Britten, un compositor sin embargo estrechamente asociado a Glyndebourne.

El problema es que "Billy Budd" es una obra compuesta en principio para un auditorio mucho mayor, como el de la Royal Opera House, y era difícil hacerla en Glyndebourne hasta que se construyó en 1994 el nuevo teatro.

"Es enorme el impacto en nuestro teatro, que no es de cámara, pero no llega a las proporciones del de Covent Garden. El montaje da una sensación de inmediatez que no tienen otras producciones", explica Pickard.

De la puesta en escena se ha encargado Michael Grandage, conocido director de teatro británico que debuta en Glyndebourne y que ha trabajado en los decorados con Christopher Oram.

Grandage y su equipo han reconstruido el interior de un buque de guerra de la época napoleónica para dar la máxima veracidad a esa historia del joven marinero injustamente denunciado por un oficial y luego sometido a consejo de guerra, basada en un relato inconcluso de Herman Melville adaptado por E.M.Forster y Eric Crozier.

En su puesta en escena, Grandage logra transmitir al espectador la claustrofobia del interior del buque, la inflexible jerarquía de sus oficiales y el rigor hasta la brutalidad de la disciplina de la Armada británica de la época.

La otra gran producción de este año en Glyndebourne, "Don Giovanni", que se estrena el 4 de julio, le ha sido encomendada a otro conocido director de teatro y de ópera, Jonathan Kent, que tiene a su lado a Paul Brown en el diseño de los decorados.

En el podio estará el día del estreno el ruso Vladimir Jurowski, actual director musical de Glyndebourne, que dirigirá a la Orchestra of the Age of Enlightenment.

El festival quiere también construir una "fuerte relación de trabajo" con Kent, que ha hecho ya antes aquí "The Turn of the Screw", de Britten, y el año pasado, con enorme éxito, "The Fairy Queen", de Henry Purcell.

"Kent podrá desplegar toda su imaginación con ayuda de Brown, que es un gran escenógrafo", dijo el director del festival.

Según Pickard, es una gran apuesta, ya que "Don Giovanni" ha sido calificada por muchos como "el cementerio de los directores escénicos por las dificultades de montaje".

El famoso seductor será encarnado por el gran bajo barítono canadiense Gerald Finley, el italiano Luca Pisaroni hará el papel de Leoprello, la soprano lírica inglesa Kate Royal será Doña Elvira, y la rusa Anna Samuil, Doña Ana.

Hay también en el programa de este año importantes reposiciones como la de "The Rake's Progress" (El Progreso del Libertino), de Stravinsky, una producción de 2010 con escenografía del pintor David Hockney que dirigirá también desde el podio Jurowski, o "Cosí fan tutte", de Mozart.

Para la próxima temporada, David Pickard anuncia a EFE dos nuevas producciones: "Rinaldo", de Händel, y "Los Maestros Cantores", de Wagner, una ópera favorita de John Christie, el fundador del festival en 1934, que solía representar incluso extractos en su casa con sus amigos.

Este año, el festival se ha sumado a la asociación Opus Arte cinema, a la que pertenecen, entre otros, el Teatro Real de Madrid y el Gran Teatro del Liceu de Barcelona y la Royal Opera House, de Londres, para que sus producciones puedan verse en la pantalla en otros países.

El director del festival explicó a EFE que las películas que se exhiban de sus producciones serán fruto de un cuidadoso montaje de varias representaciones, lo que garantizará la máxima calidad.

Preguntado si se tratará de atraer al público extranjero mostrando la hermosa campiña de Glyndebourne, en la que los visitantes del teatro pueden hacer sus picnics durante los entreactos, Pickard dijo que, aunque eso es parte del atractivo del festival, tratan de evitar la falsa impresión de que las representaciones tienen lugar al aire libre.

 

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook