lunes, 27 febrero 2017 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE

HORA DEL PLANETA-ASIA/OCEANÍA

Las remotas islas Chatham dan el pistoletazo de salida al apagón planetario

Efe
sábado, 27 de marzo de 2010, 14:28
Las remotas islas Chatham dan el pistoletazo de salida al apagón planetario


Las remotas islas Chatham dan el pistoletazo de salida al apagón planetario Las remotas islas Chatham dan el pistoletazo de salida al apagón planetario

Redacción Internacional.- Las remotas islas Chatham, en el Pacífico neozelandés, dieron hoy el pistoletazo de salida al apagón planetario para concienciar al mundo, al menos durante una hora, de la necesidad de luchar contra el cambio climático.

Los 600 habitantes de las minúsculas Chatham, que marcan el inicio del ciclo horario, apagaron sus generadores de diesel para participar en la "Hora del Planeta", la iniciativa que impulsa el Foro Mundial para la Naturaleza (WWF).

"La Hora del Planeta es una plataforma global para que millones de personas expresen su preocupación por los efectos devastadores del cambio climático", señaló James Leape, director general de WWF, en un comunicado difundido en Ginebra.

Cuando los últimos participantes, los habitantes de las Islas Samoa -también en el Pacífico-, se queden a oscuras, habrán pasado 26 horas, en las que se ensombrecerán 4.000 ciudades de 121 países, incluidos monumentos tan emblemáticos como la Torre Eiffel, la Ciudad Prohibida o el Empire State Building.

Sydney fue la primera gran urbe en sumarse a la iniciativa ecológica, al apagar las luces del famoso Puente del Puerto y la Casa de la Ópera entre las 20.30 y las 21.30 horas locales, la franja horaria elegida para el apagón mundial.

Australia apagó la iluminación de otros lugares emblemáticos, rascacielos, museos, sedes de alcaldías, además de decenas de miles de familias que cortaron la luz en casa o se unieron a los actos organizados al aire libre, como la comida campestre convocada en el parque Federación de Melburne.

En Nueva Zelanda, 47 poblaciones secundaron la propuesta y, durante 60 minutos se volvieron invisibles las famosas Sky Tower y Beehive, entre otras construcciones.

La convocatoria también apagó las luces de algunos edificios icónicos de Japón, como la Torre de Tokio, que, con sus 333 metros de altura, es la torre de acero más alta del mundo y que hoy abandonó su tono morado para apagarse a las 20.30 horas (11.30 GMT).

También se oscureció el simbólico Memorial de la Paz de Hiroshima, recordatorio e las víctimas de las bombas atómicas con su cúpula bombardeada en 1945.

La convocatoria, aunque más extendida en Japón que en años anteriores, fue no obstante menos seguida que en otros países, como ha reconocido el WWF, y en Tokio muchas luces de hogares particulares se mantuvieron encendidas durante la Hora del Planeta.

En Corea del Sur, se apagaron edificios como la Torre de Seúl, resaltaron numerosos internautas surcoreanos que siguieron la convocatoria de WWF a través de Twitter.

Corea del Sur está considerado como el país con la mayor infraestructura de internet del mundo y Seúl es una ciudad conectada por red wi-fi, lo que permite que la gran mayoría de la población participe activamente a través de redes sociales y blogs.

La Ciudad Prohibida de Pekín apagó sus luces a las 20:30 hora local (12:30 GMT) para sumarse por primera vez a la iniciativa de WWF en el segundo año que China participa en esta acción planetaria.

En total 33 ciudades del país (frente a la veintena del pasado año) dejaron de iluminar algunos de sus símbolos durante 60 minutos.

En la capital, además del antiguo palacio de los emperadores chinos, también se apagaron el Nido (Estadio Olímpico de Pekín) y el Teatro Nacional, mientras que en Shanghái lo hicieron los rascacielos del barrio financiero de Pudong.

En la India, un país atenazado por la carestía energética y frecuentes cortes de electricidad, el WWF se ha propuesto superar el ahorro que consiguió la iniciativa el año pasado, estimado en 1.200 megavatios, la mayoría en Nueva Delhi.

Desde la capital, las autoridades animaron a los ciudadanos a "celebrar una cena con candiles", después de que el año pasado varios hoteles, oficinas y edificios históricos ya formaran parte del apagón voluntario.

También se sumaron a la iniciativa las autoridades de Pakistán, que instaron a los ciudadanos a que se unieran al Gobierno en el apagón de las luces de sus hogares en todo el país, donde la actual crisis energética ya obliga a cortes en el suministro de 6 horas en Islamabad y hasta 18 horas en algunas zonas rurales.

En Filipinas, participarán 1.041 ciudades y se calcula que unos 15 millones de filipinos apagarán las luces de sus casas durante una hora.

En Indonesia, Malasia, Singapur y otras naciones asiáticas, los grupos ecologistas han organizado numerosos actos para estar presentes en la Hora del Planeta.

 

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook