jueves, 30 marzo 2017 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE

EEUU-O.MEDIO

Netanyahu se mantiene desafiante ante EEUU sobre los asentamientos en Jerusalén

Efe
martes, 23 de marzo de 2010, 03:05
Netanyahu se mantiene desafiante ante EEUU sobre los asentamientos en Jerusalén


Netanyahu se mantiene desafiante ante EEUU sobre los asentamientos en Jerusalén Netanyahu se mantiene desafiante ante EEUU sobre los asentamientos en Jerusalén

Washington.- El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, se mantuvo desafiante en su disputa con el Gobierno de Estados Unidos, en vísperas de una reunión con el presidente Barack Obama, al reiterar que "Jerusalén no es un asentamiento".

En un discurso ante la reunión anual del Comité de Asuntos Públicos Americano-Israelí (AIPAC), el principal grupo de cabildeo judío en EEUU, Netanyahu afirmó que "el pueblo judío construía Jerusalén hace 3.000 años y el pueblo judío construye Jerusalén. Jerusalén no es un asentamiento. Es nuestra capital".

La expansión de los asentamientos israelíes ha enfriado los lazos entre ambos Gobiernos, en especial desde que el pasado día 9 Israel anunció la construcción de 1.600 viviendas en Ramat Shlomo, un asentamiento en Jerusalén Este, mientras el vicepresidente de EEUU, Joseph Biden, se encontraba de visita.

Tras un enfrentamiento público y reproches muy poco diplomáticos de la secretaria de Estado, Hillary Clinton, a Netanyahu tras aquel anuncio, ambos Gobiernos habían intentado en los últimos días quitar hierro a su enfrentamiento y poner el énfasis en su interés por restablecer las negociaciones de paz.

Así, Netanyahu aseguró que "cuando el mundo afronta desafíos monumentales" sabe que "Israel y EEUU los encararán juntos".

Por su parte, Clinton ha declarado que ambos Gobiernos tratan sobre pasos que Israel puede dar para restablecer la confianza entre las partes y retomar las negociaciones de paz.

Además, Biden y Netanyahu se reunieron esta noche para una cena en la residencia oficial del vicepresidente.

El primer ministro se reunió hoy también a puerta cerrada con Clinton, en un encuentro en el que según el Departamento de Estado, "analizaron medidas específicas que se podrían tomar para mejorar el ambiente y mantener el avance de las conversaciones indirectas".

Según este Departamento, indicó que el enfoque de EEUU sigue siendo "el de crear un ambiente de confianza para que las partes puedan comenzar a resolver los problemas importantes a través de las conversaciones de proximidad y avanzar hacia negociaciones directas lo más pronto posible. Continuamos logrando avances con ese objetivo".

En días anteriores, Netanyahu había expresado su disposición a hacer concesiones para restablecer la confianza, aunque no se ha dado a conocer cuáles serían. En su discurso no hizo referencia a ello.

El encuentro con Clinton prepara la reunión que mantendrán Netanyahu y Obama hoy por la tarde en la Casa Blanca, también a puerta cerrada y un posible indicio de que las tensiones en la relación aún no han desaparecido.

Antes del anuncio de las nuevas viviendas, Estados Unidos había manifestado un acuerdo para comenzar de nuevo las negociaciones indirectas, pero la iniciativa israelí las dejó aparcadas.

Clinton, quien se dirigió también a la reunión de AIPAC, en la que participan cerca de 7.500 delegados, reiteró que la relación entre los dos países es "sólida como una roca, inquebrantable, duradera y eterna", pero también tuvo duras palabras nuevamente para Israel.

La construcción de nuevas viviendas, sostuvo, "socava" la credibilidad de Estados Unidos como un mediador creíble.

Clinton aseguró que sólo se conseguirá el éxito en las negociaciones de paz si ambas partes en conflicto son capaces de construir una "relación de confianza mutua".

Por ello, pidió tanto a Israel como a los palestinos que "se frenen en sus declaraciones y acciones unilaterales que minan el proceso (de paz) y obstaculiza las negociaciones".

Al tiempo que la secretaria de Estado lanzaba estas advertencias a Israel, también intentaba tranquilizar a ese país sobre una de sus grandes preocupaciones estratégicas, el programa nuclear iraní.

Clinton dijo que Estados Unidos "siempre respaldará el derecho de Israel a defenderse y para Israel no hay amenaza estratégica mayor que la perspectiva de Irán con armas nucleares".

En su discurso, también Netanyahu aludió a esa amenaza: Israel, aseguró, espera que la comunidad internacional actúe "de modo rápido y decisivo" contra la amenaza nuclear iraní, pero también se reserva "el derecho a defenderse".

 

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook