viernes, 24 febrero 2017 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE

OIEA-REUNIÓN

Sube la tensión en la disputa nuclear con Irán tras endurecer el OIEA su mensaje

Efe
lunes, 01 de marzo de 2010, 12:52
Sube la tensión en la disputa nuclear con Irán tras endurecer el OIEA su mensaje


Sube la tensión en la disputa nuclear con Irán tras endurecer el OIEA su mensaje Sube la tensión en la disputa nuclear con Irán tras endurecer el OIEA su mensaje

Viena.- La tensión en la disputa sobre el polémico programa nuclear de Irán volvió a crecer hoy después de que el nuevo director general del OIEA, Yukiya Amano, advirtiera abiertamente que no puede ratificar la naturaleza pacífica de las actividades atómicas de la República Islámica.

"No podemos confirmar que todo el material nuclear en Irán esté destinado a actividades pacíficas, porque Irán no ha ofrecido la cooperación necesaria", manifestó Amano en Viena en su discurso de apertura de una reunión de la Junta de Gobernadores del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA).

El diplomático japonés asumió su cargo el pasado diciembre, en sustitución del premio Nobel de la Paz 2005, el egipcio Mohamed El Baradei.

La evaluación crítica expresada hoy por Amano -quien parece ser más directo y preciso en sus críticas a Teherán que su antecesor- se basa en el último informe del organismo sobre las inspecciones en Irán.

El documento, criticado como poco "equilibrado" por Irán y el grupo de países en desarrollo (G-77), expresa la creciente preocupación de los inspectores internacionales que Irán esté trabajando en aspectos militares de su programa nuclear.

En una rueda de prensa al margen de la reunión de la Junta de Gobernadores, Amano dijo que la información recibida de varios países occidentales sobre posibles dimensiones militares del programa nuclear iraní es "consistente".

"La información es consistente en cuanto a los detalles, los períodos, la gente y las organizaciones involucradas. Por eso, al analizarla en su conjunto, causa preocupación", aseguró.

Eso sí, el nuevo director general del organismo enfatizó que sus inspectores "no dicen que Irán tiene un programa nuclear militar".

Según Amano, la "cooperación necesaria" debería incluir aplicar las resoluciones "relevantes" de la Junta y del Consejo de Seguridad de la ONU, que instan a Irán, sobre todo, a suspender su programa de enriquecimiento de uranio.

Ese delicado material tiene una posible doble utilidad, como la producción de combustible nuclear pero también sirve para fabricar bombas atómicas, dependiendo de su grado de pureza.

En vez de suspender esas actividades, Irán ha intensificado sus trabajos de enriquecimiento y ha alcanzado una pureza del 19,8 por ciento de su uranio enriquecido.

De esta forma, los técnicos iraníes han dado un paso decisivo para dominar la producción de uranio altamente enriquecido, necesario para construir bombas atómicas.

El embajador de Irán ante el OIEA, Ali Asghar Soltanieh, señaló hoy ante la prensa en Viena: "por desgracia el informe es injustificado e inaceptable. Estoy muy decepcionado por el informe porque es muy largo y entra en muchos detalles técnicos, lo que acaba confundiendo a la opinión pública".

Desde Ginebra, el ministro de Exteriores iraní, Manouchehr Mottaki, dijo que el OIEA ha creado "una nueva terminología" para el caso iraní, como la de "tenemos dudas sobre sus intenciones" y criticó al organismo de la ONU porque, a su juicio, se está excediendo en sus exigencias y en sus competencias.

Amano rechazó las acusaciones de Irán y dijo que su intención es dar un información "exhaustiva y completa".

Estados Unidos y los países de la Unión Europea aseguran desde hace años que el programa nuclear de Irán podría contener actividades clandestinas destinadas a fines militares, algo que la República Islámica rechaza.

Israel, que se siente amenazada por Irán, sigue sin descartar un ataque contra las instalaciones nucleares de la República Islámica, mientras que los líderes iraníes no dejan de amenazar abiertamente con la destrucción del Estado judío.

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas ha emitido desde 2006 tres rondas de sanciones contra Irán, sin tener hasta ahora el efecto deseado de una ampliada cooperación iraní con la comunidad internacional sobre su programa nuclear.

Ante la posibilidad de nuevas sanciones en los próximos meses contra Irán, como piden las potencias occidentales, Soltanieh manifestó hoy que más medidas punitiva contra su país serían "contraproducentes" porque "complicarían más aún la situación".

La Junta del OIEA inició hoy sus deliberaciones sobre diferentes asuntos de la agencia y se espera que el dossier iraní sea debatido hasta el miércoles próximo. Los 35 países miembros del órgano ejecutivo del organismo no tiene previsto adoptar una resolución.

 

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook