viernes, 02 diciembre 2016 |  503 Service Temporarily Unavailable

Service Temporarily Unavailable

The server is temporarily unable to service your request due to maintenance downtime or capacity problems. Please try again later.


Apache/2.2.16 (Debian) Server at www.lavozlibre.com Port 80
LA VOZ LIBRE

Carmen Leal: "Los alumnos de 16 años no aprueban el examen de español de grado medio del Instituto Cervantes"

Ha impartido clase de Lengua y Literatura española en Cataluña durante 30 años

Belén Piedrafita
jueves, 21 de mayo de 2009, 09:42

Barcelona.- "En el momento en el que Pujol se dio cuenta de que la ausencia de mayorías absolutas les hacía decisivos en Madrid, el proceso de expansión del catalán comenzó a acelerarse". Carmen Leal es una profesora jubilada de Lengua y Literatura española. Impartió clase durante más de treinta años en los institutos 'Maragall' y 'Príncipe de Gerona', ambos en Barcelona, y en el 'Mixto Dos' de la localidad de Cornellá. "El catalán ha pasado de ser una asignatura optativa más a la lengua vehicular obligatoria de la educación en Cataluña".

- En estos treinta años de profesión, ¿cómo ha vivido usted el conflicto lingüístico?

- El aspecto más destacable ha sido cómo se ha impuesto el catalán desde los primeros años de la Transición, en los que únicamente era una asignatura optativa. En la actualidad, absolutamente ninguna materia se imparte en castellano. Todo el mundo piensa en cómo es posible que en poco menos de treinta años haya ocurrido esto. Los diferentes gobiernos regionales han dado luz verde a una serie de leyes que han sido recurridas por distintas asociaciones, pero no ha servido para nada. Siempre se dice que los catalanes nunca han protestado, pero eso no es cierto. Nos quejamos, pero nos hicieron callar. Jiménez Losantos fue premonitorio. Él dijo en un libro lo que iba a pasar. Posteriormente se redactó el 'Manifiesto de los 2.300', en el cual un grupo de intelectuales denunciaba lo que consideraban un “atentado contra la libertad” y, poco a poco, toda esa gente tuvo que ir saliendo de Barcelona. Se produjeron una serie de barbaridades que dieron lugar a diferentes asociaciones como la Asociación Cultural Miguel de Cervantes, la Asociación por la Tolerancia y la Asociación de Profesores por el Bilingüismo, entre otras.

- ¿El Tribunal Superior de Justicia se ha pronunciado de alguna forma?

- Tanto el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña como el Tribunal Supremo nos han dado la razón. El 12 de diciembre de 2008 se publicó la última sentencia, en la que se da la razón a los padres que desean escoger la lengua de escolarización de sus hijos en la primera enseñanza. Sin embargo, este éxito ha sido parcial, ya que el tripartito ha anunciado que no piensa cumplir esas leyes.

- ¿Cuál cree que es el principal problema?

- En cuestiones de identidad no se permite disentir. El 'pujolismo' generó la idea de que Cataluña es una nación, jugando de forma expresa con las palabras. El concepto nación viene de 'nastius' (nacido) y actualmente tiene dos acepciones: por un lado, es un conjunto de personas que tienen unas características comunes y una cierta forma de relación cultural y, por otro lado, es el concepto de Nación-Estado. Al adolescente en ningún momento se le explica la diferencia entre 'nación cultural' y 'Nación Estado'. De ahí la confusión.

"EL PROBLEMA LINGÜÍSTICO SE ACELERÓ CUANDO PUJOL SE DIO CUENTA DE QUE ERA DECISIVO EN MADRID"

- ¿Cuándo cree que el proceso comenzó a acelerarse?

- Cuando Pujol se dio cuenta de que la ausencia de mayorías absolutas les hacía decisivos en Madrid. Este proceso no tiene nada que ver con la recuperación cultural del catalán. En el momento en el que este idioma entró en el ámbito administrativo desalojó totalmente al castellano. El ciudadano es el que paga impuestos y el que tiene derechos y deberes. Por tanto, también debería poder escoger la lengua en la que se dirigen a él, y no al revés. Así pues, la Administración debería ponerse al servicio del ciudadano, lo que hoy día no ocurre.

- Usted no es de Cataluña, ¿verdad?

- Yo soy de Calahorra (La Rioja). Vine a Cataluña hace muchísimos años. Mi tía era la superiora de un colegio y mis padres decidieron mandarme a estudiar aquí. Me trasladé a Cataluña para terminar la carrera y ya me quedé aquí. Estudiaba Filología Románica, por lo que di dos años de catalán y nunca tuve ningún problema.

- ¿Le pidieron un título de catalán a la hora de hacer las oposiciones?

- No. Yo las hice en el 75 y por aquel entonces no era necesario.

- ¿Qué opina de la transferencia a las autonomías de las competencias en educación?

- Creo que ha sido el error más grande que ha cometido el Estado español. A mi modo de ver la enseñanza tiene que cohesionar un país. No tiene sentido que tengamos diecisiete formas distintas de enseñanza. No es lógico que aquí los niños tengan una inmersión lingüística desde la guardería, entre otras cosas porque se les cercena la posibilidad de tener un trabajo de cierto nivel. Para poner ladrillos no hace falta saber mucho inglés ni mucho castellano, pero, hoy día, la mayoría de trabajos requiere tener un lenguaje y un conocimiento más que suficientes de una lengua tan importante como es el español.

- ¿Cree que el nivel de castellano de los alumnos catalanes es el adecuado?

- No. Su competencia lingüística en español es muy baja. Por supuesto que se habla castellano, pero la lengua culta se aprende sólo en la escuela porque ahí es donde te corrigen. Yo he sido profesora de Lengua española muchos años y el lenguaje que uno utiliza no es el mismo cuando estás en casa y empleas un nivel coloquial, que en un dominio más elevado. Por eso es necesario aprender la lengua en clase. Sin embargo, dos únicas horas de castellano a la semana no son suficientes para tener una competencia lingüística media o media-alta.

- ¿En qué hechos se basa para hacer estas declaraciones?

- En los últimos años de mi trabajo pasé el examen de grado medio que hace el Instituto Cervantes a los alumnos que yo tenía de 16 años y su nivel era tan bajo que no lo aprobaban. No tiene ningún sentido. Después de que los alumnos estén escolarizados obligatoriamente y gratuitamente en la escuela durante diez años, no son capaces de tener unos conocimientos medios de español. Unos conocimientos que se exigen a cualquier extranjero que estudie el idioma. Y no estamos hablando sólo de faltas de ortografía, sino también de sintaxis porque la escritura en catalán y la escritura en español son muy diferentes, lo que provoca que se genere lo que yo llamo 'el catañol', una lengua híbrida que mezcla ambos idiomas. Se conserva la estructura sintáctica del castellano pero se meten una serie de palabras y derivaciones del catalán que hacen que no se entienda ni uno ni otro. Por ejemplo, es muy habitual que los alumnos escriban en los exámenes 'la teoría sementada', 'los exámenes están desemvolupados', etc. Frente a eso, el profesor responde habitualmente que no tiene importancia, pero yo opino que sí la tiene, especialmente fuera de la comunidad. Otro ejemplo es el de una multinacional que en su proceso de selección de personal pone a un lado todos los currículos procedentes de Cataluña. Yo estuve con el jefe de personal y en cuanto vi lo que hacían le dije que era discriminación, pero me respondió que no, que normalmente los catalanes en inglés eran muy fuertes pero que ellos facturaban también a Suramérica y habían tenido que contratar a una secretaria para que volviese a redactar los informes que estas personas hacían, lo que les incrementaba los costes. Así que me explicó que si no tenían otro remedio los contratarían, pero que dentro de lo posible lo evitarían, ya que no tenían un buen nivel de español.

- ¿Cómo cree que vive la población catalana esta situación?

- En general la gente está muy descontenta con la clase política. Cada vez, más a menudo, nos damos cuenta de que no piensan en los ciudadanos sino en ellos mismos. Además, mientras los nacionalismos sean capaces de inclinar la balanza hacia un lado o hacia otro seguirán presionando con este tema.

"MI HIJO ME VINO DICIENDO QUE EL EBRO ERA UN RÍO CATALÁN QUE NACÍA EN TIERRAS EXTRAÑAS"

- ¿Qué opina del contenido de los libros de texto?

- Ese es otro de los problemas. No es sólo la lengua, sino que lo que se les dice a través de la enseñanza es quizás mucho más importante. Cuando mi hijo tenía ocho o nueve años vino un día diciendo que el Ebro es un río catalán que nace en tierras extrañas y desemboca en Amposta por el Delta. En principio, simplemente nos echamos a reír pero después me di cuenta de que todo este proceso ha sido perfectamente diseñado y llevado a cabo de una manera inmisericorde.

- ¿Cree que esto se puede parar o que, por el contrario, ya es demasiado tarde?

- Siempre que haya voluntad política se podrá parar. Los grandes partidos tienen miedo de los nacionalistas porque saben que tienen que negociar con ellos, por lo que utilizan la lengua como moneda de cambio. Actualmente, la única persona que ha sido valiente y clara ha sido Rosa Díez. Yo, desde aquí, pediría el voto a todos los españoles para ella, porque va a ser la única persona que si tiene suficientes diputados lo sacará adelante. Respecto a los demás, el Partido Popular siempre ha sido muy ambiguo, mientras que el socialista ni siquiera se lo ha planteado. Y me consta que dentro de ambos partidos hay personas que piensan igual que yo y que creen que esto es un desbarajuste, pero quizás no tienen la suficiente fuerza o valor y piensan que, al fin y al cabo, lo importante es gobernar. Pero esto no es una cosa menor porque, poco a poco y sin que nadie se haya enterado, nos hemos encontrado al borde de una secesión.

- ¿Qué opina de la inmersión lingüística?

- Es realmente preocupante, ya que supone un cambio de lengua total, precoz y obligatoria del hogar a la escuela, lo cual no se hace en ningún lugar del mundo. Yo soy especialista en lenguas y ni siquiera en Québec, de donde se ha copiado la inmersión lingüística catalana, se realiza de esta forma. De hecho, el señor Lambert dijo que ésta tenía que ser justamente voluntaria y, por supuesto, nunca precoz, ya que antes de que los niños tengan asimilada su propia lengua es muy perjudicial que se les cambie de idioma. Y lo mismo opina Raymond Renard, catedrático de la Universidad de Mons, en Bélgica, y director de la cátedra de la UNESCO para el desarrollo de las lenguas. Yo estaría de acuerdo con esta inmersión si en la Cataluña profunda, donde no se oye una palabra en castellano, se hiciese a la inversa, pero esto no se plantea. ¿Por qué los niños catalanohablantes tienen más derechos que los castellanohablantes?
 

 

Comentarios

503 Service Temporarily Unavailable

Service Temporarily Unavailable

The server is temporarily unable to service your request due to maintenance downtime or capacity problems. Please try again later.


Apache/2.2.16 (Debian) Server at www.lavozlibre.com Port 80
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook