miércoles, 26 abril 2017 |  Suscríbete al BOLETÍN | RSS
LA VOZ LIBRE

Una nueva vacuna contra el sida reduce en un tercio el riesgo de transmisión

Científicos estadounidenses y tailandeses celebran el logro, pero precisan que hacen falta más estudios

LVL
jueves, 24 de septiembre de 2009, 18:02

Bangkok.- Un grupo de científicos de Estados Unidos y Tailandia ha descubierto la primera vacuna que consigue reducir el riesgo de contraer el sida, con una efectividad del 31,2 por ciento, anunció hoy el equipo que ha realizado la investigación.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Programa de la ONU contra el Sida (ONUSIDA) reaccionaron con "optimismo" al anuncio, en un comunicado conjunto difundido en Ginebra, aunque advirtieron de que no deben reducirse las medidas de prevención.

Las pruebas hasta alcanzar ese resultado, que significa un nuevo avance en la lucha contra el virus del sida y confiere a la comunidad científica esperanzas de encontrar una vacuna eficaz del todo, se efectuaron en Tailandia con más de 16.402 voluntarios.

"Estos resultados indican que la consecución de una vacuna para frenar el sida de forma eficaz y segura es posible", destacó el coronel Nelson Michael, director del Programa de Investigación del Sida del Ejército de Estados Unidos.

"Mientras que estos resultados son muy esperanzadores, hacen falta más estudios", añadió sin embargo el científico castrense. El equipo médico señaló que, antes de comenzar a utilizar de forma universal la vacuna, es necesario identificar los mecanismos de protección y analizar todos los datos para conseguir aumentar su eficacia.

La investigación, considerada la más ambiciosa realizada hasta el momento acerca del virus, ha sido realizada por el Ejército de Estados Unidos, el Instituto Estadounidense de Alergias y Enfermedades Infecciosas, y el Ministerio de Sanidad de Tailandia.

En este trabajo científico también han colaborado el Instituto Fauci, el laboratorio Sanofi-Pasteur y la organización no gubernamental Global Solutions for Infectious Diseases.

El doctor Anthony Fauci, que con otros miembros del equipo supervisó los ensayos, dijo que no había que echar las campanas al vuelo, pero "no existe ninguna duda de que es un resultado muy importante", después de dos décadas sin avances en ese sentido.

A su juicio, normalmente los científicos consideran factible una vacuna cuando su nivel de efectividad supera el 70 por ciento, pero precisó que en el caso del sida cualquier protección es ya un notable avance.

Al comienzo, el proyecto recibió muchas críticas porque fue considerado poco ético y otra forma de desperdiciar el dinero, ya que hasta entonces se habían sucedido los fracasos con otras vacunas contra el virus del sida.

"Yo mismo, como otros, no pensé que la vacuna tuviera muchas posibilidades de que resultara eficaz, pero seguimos adelante, lo cual causó controversia", confesó Fauci.

Según El Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre VIH/SIDA (ONUSIDA), unas 7.500 personas mueren diariamente por el VIH, que ha infectado a 33 millones en todo el mundo.

La vacuna, que comenzó a probarse en 2006, es conocida como RV144 y mezcla dos fórmulas genéticas contra el sida que no habían funcionado antes con humanos: ALVAC, del laboratorio Sanofi-Pasteur, y AIDSVAX, creada por VaxGen y actualmente propiedad de Global Solutions for Infectious Diseases.

La mitad de los voluntarios, hombres y mujeres de entre 18 y 30 años, fueron inoculados con la vacuna y la otra mitad con un placebo.

Los ensayos demostraron que 74 personas tratadas con placebo se contagiaron de sida, frente a 51 del grupo de las tratadas con RV144, una diferencia pequeña, aunque muy significativa en cuanto a la estadística se refiere.

El placebo es una sustancia inocua que carece de valor terapéutico directo, pero se administra a los enfermos para medir su efecto sugestivo en comparación con la vacuna.

Un informe más detallado de las pruebas se presentará en la Conferencia de Vacunas del Sida que se celebrará en París del 19 al 22 de octubre.

En Tailandia, 600.000 personas están infectadas de VIH y alrededor de 400.000 han muerto de enfermedades relacionadas con el sida desde que se identificó el virus hace más de dos décadas.

Las autoridades tailandesas han llevado a cabo numerosos proyectos contra el sida con buenos resultados, como campañas de concienciación, reparto de preservativos gratuitos en burdeles o la venta de antirretrovirales subvencionados por el Estado.

La OMS y ONUSIDA calificaron de "gran importancia" el resultado, aunque también pidieron prudencia. "Tenemos delante una gran tarea para que los organismos internacionales analicen los datos del estudio, entender los mecanismos de proyección, su duración y planificar el próximo paso", indicaron las agencias en un comunicado.

La ONU dijo que, en caso de que se consiga una vacuna efectiva contra el sida, "necesitamos que sea universalmente accesible para todas las personas en riesgo".

Noticias relacionadas

Comentarios

Comenta esta información

Usuario:
Comentario:
Ver condiciones
Ver términos legales
Código de seguridad:
Copia el código:


Se publicará en breve
 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

Política

Julia Navarro

Julia Navarro

Periodista y escritora
Hay algo en la estrategia política de Emmanuel Macron que me recuerda a la de José Luis Rodríguez Zapatero cuando ganó el congreso en el que fue  [...]

Economía

Carmen Tomás

Carmen Tomás

Periodista y comentarista política y económica
El gobierno remitirá en los próximos días el nuevo Plan de Estabilidad a Bruselas y ya es seguro que las previsiones serán mejores que las  [...]

Economía

Javier Fernández

Javier Fernández

Periodista
La presencia de jóvenes en las administraciones se ha reducido un 77% durante la crisis frente al incremento de trabajadores de más de  [...]

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook